Cenador

Blog de empresas y negocios relacionados con los nuevos emprendedores.

Saber seleccionar un menu tradicional

Written By: admin - • •

Al cocinar, la olla a presión merece una explicación diferente. Hace años se pensaba que el guisar en este envase hacía que los cocinados perdieran regusto, esto no es verdad, casi siempre es un agravio ó fábula urbana que se tenía en el pasado, ya que todos conocemos que cuanto más reducido es el espacio de ebullición menos se cambian los alimentos y su importancia nutricional y las vitaminas que tienen. Otra leyenda urbana que había con las ollas es que podían ser arriesgadas y podía provocar explosiones, con las consiguientes lesiones al que está cocinando , esto ha ocurrido, pero es por el hecho de mal utilizar dicho recipiente destapándolo primero de tiempo por ejemplo, lo que sí es cierto puede ser que este invento ahorró tiempo a muchas amas de casa de la época, ya que disminuía bastante el tiempo de ebullición de los guisos cociendo el arroz en 5 minutos ó el pavo en 30 minutos, cuando con los remotos envases de arcilla se elaboraban estas mismas tareas en mucho más minutos. La preparación de la olla a presión era bastante sencillo era elaborada por un recipiente y por una tapadera de aro de goma, con una manecilla para cerrarla, en forma de rosca, que aseguraba una perfecta retención del vapor que se desarrollaba en el interior de la olla, aquello provocaba un aumento de la temperatura y la más rápida hervor igual que hemos dicho con anterioridad. En el momento que la obstrucción desempeñada por el vaho conseguía una temperatura bastante elevada, se desprendía automatizadamente, por la vía de de una espita de seguridad y silbaba, en el momento que se presentaba ese acontecimiento reducimos la temperatura para que evacuase todo el fluido y acababa de pitar.

Chicas escorts

Al obtener una olla en cualquier establecimiento ó gran almacén, nos viene en la caja ó envase un triptico explicativo con todas las instrucciones a hacer, instrucciones y cuidados a tener en cuenta, en este sentido nos disponemos a sintetizar casi todas de las características universales para la explotación de este envase:

-No abriremos nunca la olla a excepción de que dispongamos de la seguridad de que la fuerza ha aminorado.

-No saturaremos demasiado el recipiente de alimentos, si no deseamos que la espita de seguridad se tapone.

-No coceremos los alimentos enrollados en telar ó papel ya que puede estropear la salida del fluido a través de la contada espita de seguridad.

-Ese tiempo de cocción se calcula desde del punto donde el recipiente alcanza el momento de máxima fuerza.

-Si deseamos gratinar los alimentos esperar con el recipiente sin tapa y la cerraremos al empezar la hervor.

-Primero de utilizar la olla tenemos que ver que la espita se aprecia totalmente limpia y no se puede obturar.

-Bajaremos lo máximo la temperatura de los fogones cuando el recipiente consigue el momento máximo de presión.

-El recipiente ha de higienizarse con agua a mucha temperatura y detergente y la base ó fondo ha de frotarse con trapo espumosos para no rallar.

-Si comentamos de capacidades las ollas son de entre cuatro litros y ocho litros de tamaño, para el cálculo de qué olla obtener tenemos que ver el número de miembros de la casa y si por ejemplo encontramos una unidad familiar de 6 individuos utilizaremos una recipiente de 7 u ocho l., la proporción es de algo más de un litro por componente.

-Si la olla no la vamos a usar en un tiempo relativamente largo, necesitamos que realizar igual que con la nevera, dejarlo destapado para evitar los malos aromas.

-Por regla habitual el recipiente a obstrucción se suele usar con cualquier clase de fogón ya sea vitro ó  fuego directo.

Escorts Barcelona

You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0 feed. Responses are currently closed, but you can trackback from your own site.